Mala Rodríguez también canta

Opinión de @Adri_DMC

«A mi hija le encantan un par de canciones suyas….pero intento que no vea los vídeos por que me da nosequé…». Así comienza la entrevista con La Mala Rodríguez un medio generalista del que no voy a dar promoción a través de este espacio -por poca que pueda llegar a ser-. Una entrevista infame, infumable y, esperemos, efímera.

Para los que trabajamos -o al menos lo tomamos como un oficio- en un medio, sabemos de la dificultad de tener acceso a ciertos artistas, como es el caso de La Mala María. Una mujer que lleva más de 20 años dedicándose a la música, sumando épocas de mayor y menor éxito, si, pero siempre activa al pie del cañón, innovando, renovándose y buscando transmitir con su música.

Este hecho es motivo suficiente para que los medios se interesen por ella, la sienten en una silla y le hagan preguntas. Pero por ese mismo motivo, se merece que el/la que se siente enfrente, por lo menos, sepa algo más que su último videoclip es muy sugerente ¡Venga ya! Perdóneme, esa mujer que tiene ahí sentada consiguió el primer disco de oro del rap español con Lujo Ibérico, relanzó el rap de Sevilla y actualmente llena salas de concierto por toda latinoamérica ¿De verdad el titular es  que no tuvo sexo hasta los 19 y ahora le va genial?

A esa edad no habría tenido sexo. No me interesa. Lo que me interesa es que con 19 años se fue a Madrid y ahí empezó su relación con la música. Ahora mírela, además de follar mucho, hace música buena y se codea con la élite musical de este país, a la que por cierto no le sacan esos titulares.

Yo entiendo que vivimos en un mundo en el que el salseo vende, que el clikbait es tendencia y donde el más tonto hace relojes. Pero, éticamente, me parece un insulto sentar a una de las mujeres de mayor proyección internacional en nuestro país, y decirle que en 1995 un rapero era un marginado. Con ese comentario, lo que reflejan, es que para ustedes lo seguimos siendo.

Me alegro mucho que tu vida sexual sea plena Mala, pero me quedo con tu música.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Etiquetas: