POETA EN EL EXILIO

POETA EN EL EXILIO
POEMES PER NO TORNAR es el nuevo trabajo de Valtonyc, que vió la luz el pasado 23 de octubre

Este pequeño trabajo de algo más de trece minutos de duración agrupa cinco temas completamente en catalán que continúan con la regular actividad musical del tantas veces cuestionado rapero mallorquín.

Para aquellos que no sean conscientes de la situación, Valtonyc fue condenado a tres años y medio de cárcel por enaltecimiento del terrorismo, injurias a la corona, y amenazas a particular en el contenido de sus letras. Sin embargo, antes de ingresar en prisión, convencido de su inocencia y refugiado en la libertad de expresión, consiguió exiliarse a Bélgica, donde las autoridades belgas siguen estudiando su caso.

Estas circunstancias entre otras, son las que han propiciado que, como él mismo expresa, «con pocos recursos, pocas cosas que hacer y mucho que decir» escribiera estas letras tras 33 días en una casa encerrado sin salir. (Creo que no hace falta explicar por qué) Además, el trabajo al completo ha sido mezclado y masterizado por él mismo, lo cual le otorga más valor si cabe.

Ya en la primera frase que abre la maqueta escuchamos: “Cuando empecé a entender este cúmulo de coincidencias” y coincidencia o no este proyecto consumado ve la luz a finales del décimo mes del año. No sé si recordáis eso de “En mi barrio cada octubre es rojo” pero casualidad o no, en el mes en que se produjo la mayor revolución obrera hasta la época, aparece el trabajo quizá menos comprometido y político de Valtonyc. Lo cual ni mucho menos le resta valor, escribir al fin y al cabo es rasgarse y plasmar lo que quema por dentro, al menos así lo veo yo.

«Con pocos recursos, pocas cosas que hacer y mucho que decir»

De primeras la estética minimalista y sencilla del trabajo atrae por sí sola a causa de la elegancia que desprende tanto la caligrafía como la imagen utilizada. Elegancia que vemos continuada nada más darle al play, con instrumentales suaves y cálidas, que arropan un mensaje general de angustia y melancólico expulsado tras un ejercicio introspectivo admirable. Aun así también encontramos cierto contenido combativo, marca de la casa, aunque sin la contundencia que facilitan bases más hardcore.

Valtonyc ya había dejado claro que no iba a frenar su actividad creadora por acusaciones o condenas, de hecho, solo consiguieron darle más atención y más fuerza. Este trabajo es el vivo reflejo de ello, la continuación desde un país ajeno al suyo y en condiciones extremas de su lucha interna y social.

Por Carlos González Cañas (@Carloslg_14)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *